474. ¿Qué deberes tenemos hacia nuestro cuerpo?

Debemos tener un razonablecuidado de la salud física, la propia y la de los demás, evitando siempre elculto al cuerpoy toda suerte de excesos. Ha de evitarse, además, el uso de estupefacientes, que causan gravísimos daños a la salud y a la vida humana, y también el abuso de los alimentos, del alcohol, del tabaco y de los medicamentos.


Veja este tema no Catecismo

Párrafo 2288

2288.La vida y la salud física son bienes preciosos confiados por Dios. Debemos cuidar de ellos racionalmente teniendo en cuenta las necesidades de los demás y el bien común.

Elcuidado de la saludde los ciudadanos requiere la ayuda de la sociedad para lograr las condiciones de existencia que permiten crecer y llegar a la madurez: alimento y vestido, vivienda, cuidados de la salud, enseñanza básica, empleo y asistencia social.

Párrafo 2289

2289.La moral exige el respeto de la vida corporal, pero no hace de ella un valor absoluto. Se opone a una concepción neopagana que tiende a promover elculto del cuerpo, a sacrificar todo a él, a idolatrar la perfección física y el éxito deportivo. Semejante concepción, por la selección que opera entre los fuertes y los débiles, puede conducir a la perversión de las relaciones humanas.

Párrafo 2290

2290.La virtud de la templanza conduce aevitar toda clase de excesos, el abuso de la comida, del alcohol, del tabaco y de las medicinas. Quienes en estado de embriaguez, o por afición inmoderada de velocidad, ponen en peligro la seguridad de los demás y la suya propia en las carreteras, en el mar o en el aire, se hacen gravemente culpables.

Párrafo 2291

2291.Eluso de la drogainflige muy graves daños a la salud y a la vida humana. Fuera de los casos en que se recurre a ello por prescripciones estrictamente terapéuticas, es una falta grave. La producción clandestina y el tráfico de drogas son prácticas escandalosas; constituyen una cooperación directa, porque incitan a ellas, a prácticas gravemente contrarias a la ley moral.


Acesse nossos estudos biblicos:

¿Qué significa “dar gracias en todo” en 1 Tesalonicenses 5:18?

¿Cómo puede la historia de Rut, de viuda a esposa, inspirarnos a confiar en Dios y buscar un nuevo comienzo en nuestras vidas?

¿Cómo podemos cultivar la paz en la iglesia y en nuestra vida personal, guiados por 2 Tesalonicenses 3:16?

¿Cuál es la promesa de Dios para la restauración de Jerusalén y qué podemos aprender acerca de la fidelidad de Dios en Jeremías 31:31-34?

¿Cómo puede la fe influir en el comportamiento cristiano según 2 Tesalonicenses 1:11-12?

¿Cómo ser generoso y compartir con los necesitados?

Entendiendo la Ira de Dios – Habacuc 1:2-4